DON MASSIMO...NUEVO SACERDOTE!

ordinazione don Massimo

 

Saluzzo, 15-16 de octubre

“Alégrense conmigo porque encontré la oveja que se me había perdido” Lc 15, 6

Agradecemos a Dios, Buen Pastor, por los días de gracia y oración vividos en Saluzzo en la ordenación presbiteral de don Massimo Marchi. Luego de un pasado en las tinieblas, un largo camino en nuestras fraternidades y una apasionada experiencia misionera en Estados Unidos, y principalmente en Bahía, Brasil, Massimo, a quien le dicen “Poldo” los amigos, recibió y respondió a su vocación sacerdotal en edad madura, testimoniando con su vida que la misericordia de Dios no tiene límites. La Divina Providencia bendijo este encuentro, donándonos un tiempo lindo luego de varios días de lluvia, lo que permitió a las numerosas personas presentes llegar de diversos lugares y fraternidades, para disfrutar la ceremonia y la fiesta. Además, la cita mensual de “Familias en Renacimiento” se anticipó para la ocasión, así muchos grupos de padres participaron en este importante evento. El sábado por la tarde se abrió con un recibimiento festivo animado por el coro, con cantos y bailes. El programa siguió con la oración del Santo Rosario y la Coronilla de la Divina Misericordia, guiado por las hermanas Misioneras de la Resurrección, quienes trajeron el saludo de Madre Elvira para todos.
don MassimoLa Santa Misa fue presidida por Monseñor Giuseppe Guerrini, Obispo de Saluzzo, y concelebrada por muchos sacerdotes. El hermano Massimo se sentó en primera fila junto a su madre, que vino por primera vez a la Comunidad; luego de la proclamación del Evangelio fue llamado para iniciar la liturgia de la ordenación. Padre Stefano recorrió la historia de la conversión a través de las etapas más significativas de su camino: fue conmovedor cuando leyó el arribo de Massimo a la colina de Saluzzo, luego de que su hermana fuera a Medjugorjie y había escuchado el testimonio de dos jóvenes de la Comunidad. Entonces los coloquios los hacía Madre Elvira en persona y justo ella lo recibió a Massimo, hace casi 30 años, preguntándole si no estaba cansado de esa vida desesperada en las tinieblas. Mons. Guerrini al comentar las lecturas se detuvo para hablar sobre el valor simbólico de las manos del sacerdote, destacando que las manos de Massimo en el futuro, de ahora en más se transformarán en “manos benditas y bendecidoras”, que rezan, imponen, consagran, absuelven, elevan y sirven. Después de la homilía Massimo se puso de pie delante del Obispo que lo interrogó, antes de recibir la ordenación presbiteral, para manifestar su compromiso delante del pueblo de Dios. Luego, él postrado en tierra, se rezó la oración de intercesión de los santos: fue un momento de gracia enorme en el que el cielo y la tierra se unieron para festejar y recibir un nuevo sacerdote. Padre Stefano compartió las palabras que Madre Elvira le dijera hace años, el día anterior a su ordenación: “Recuerden cuando estén postrados en tierra que ese será tu lugar como sacerdote.” Después, el Obispo impartió la bendición del Espíritu Santo y de la gracia sacerdotal sobre Massimo, quien arrodillado frente al altar, recibió la imposición de manos, primero del Obispo y luego de todos los sacerdotes presentes. Finalizada la oración de ordenación, Massimo se puso de pie y mientras sonaba “Revestidos de Luz”, fue ayudado por Don Massimo y por Don Ivan, a revestirse con la estola y la casulla sacerdotal, luego recibió la unción crismal. El caluroso aplauso de todos los presentes recibió y abrazó al conmovido neo-sacerdote Don Massimo, quien al finalizar la celebración eucarística agradeció y saludo a Madre Elvira y a las misiones conectadas en directo y les recordó la belleza de la vida a todos los jóvenes de la Comunidad, alentando especialmente a los más jóvenes, dando testimonio de su resurrección.

Al finalizar la Santa Misa, luego de los saludos y las fotos, don Masimo Poldo, rebautizado así por Padre Stefano, juntó a todos , más de mil de personas, para cortar la torta en el buffet grande y rico preparado con amor por todas las fraternidades de la Comunidad para festejar el séptimo sacerdote “cenacolino”. La ordenación fue una buena oportunidad para saludar a muchos amigos, ex, familias, hermanos y hermanas de las casas más lejanas que compartieron con Massimo las muchas alegrías, fatigas y sufrimientos de la vida comunitaria. Tampoco faltaron las sorpresas del otro lado del océano: la presencia de muchos amigos, como ser Albino de los Estados Unidos, Joaquin, Edvaldo y Mauro Sergio, de la misión de Bahía, son el fruto visible de lo que Massimo sembró en estos años al servicio de los más pobres en las misiones. La ordenación de Massimo hace concreta la fuerza y la potencia de la oración especialmente la de los más pequeños. En efecto, hace años cuando los niños de la calle lo vieron regresar a Brasil con la cruz de consagrado, le dijeron: “Masimo, tú serás sacerdote”. La adoración del sábado a la noche dio la posibilidad de agradecer a Jesús, con simplicidad y espontaneidad todas las gracias recibidas en la jornada y fue muy fuerte recibir la bendición final con el Santísimo Sacramento elevado por el nuevo sacerdote.

ordinaz don MassimoAl día siguiente de su ordenación, don Massimo Poldo no podría haber festejado de una manera mejor sus 53 años: como regalo de cumpleaños, Jesús le regaló la alegría de celebrar su Primera Santa Misa en Pagno con Madre Elvira, como agradecimiento por haberlo hecho nacer en la fe, “de las tinieblas a la Luz”. En la Celebración Eucarística de la tarde en Saluzzo, el mismo don Massimo agradeció a Madre Elvira por haberle enseñado a rezar, no sólo a trabajar, porque es lo que lo ha salvado a él y lo que salva cada vida que entra en la Comunidad. Antes de terminar la ceremonia, tres amigos llegados de Bahía entonaron una canción brasilera para agradecer a Massimo en nombre de todos los niños, niños, tíos y tías por los años transcurridos en la misión. También fue emotivo el agradecimiento a su madre : un largo y fuerte abrazo, signo de la Misericordia que Dios ha derramado en sus historias, y en todos los que contemplaron esta reconciliación.

Te agradecemos Señor, por todas las maravillas que cumples en la historia y en la vida de don Massimo, te encomendamos por la intercesión de Nuestra Señora de Aparecida su corazón y su servicio como sacerdote de la Iglesia y de la Comunidad Cenacolo.

  • 01.jpg
    big image
    01.jpg
  • 02.jpg
    big image
    02.jpg
  • 03.jpg
    big image
    03.jpg
  • 04.jpg
    big image
    04.jpg
  • 05.jpg
    big image
    05.jpg
  • 06.jpg
    big image
    06.jpg
  • 07.jpg
    big image
    07.jpg
  • 08.jpg
    big image
    08.jpg
  • 09.jpg
    big image
    09.jpg
  • 10.jpg
    big image
    10.jpg
  • 11.jpg
    big image
    11.jpg
  • 12.jpg
    big image
    12.jpg
  • 13.jpg
    big image
    13.jpg
  • 14.jpg
    big image
    14.jpg
  • 15.jpg
    big image
    15.jpg
  • 16.jpg
    big image
    16.jpg
  • 17.jpg
    big image
    17.jpg
  • 18.jpg
    big image
    18.jpg
  • 19.jpg
    big image
    19.jpg
  • 20.jpg
    big image
    20.jpg
  • 21.jpg
    big image
    21.jpg
  • 22.jpg
    big image
    22.jpg
  • 23.jpg
    big image
    23.jpg
  • 24.jpg
    big image
    24.jpg
  • 25.jpg
    big image
    25.jpg
  • 26.jpg
    big image
    26.jpg
  • 27.jpg
    big image
    27.jpg
  • 28.jpg
    big image
    28.jpg
  • 29.jpg
    big image
    29.jpg
  • 30.jpg
    big image
    30.jpg
  • 31.jpg
    big image
    31.jpg
  • 32.jpg
    big image
    32.jpg
  • 33.jpg
    big image
    33.jpg
  • 34.jpg
    big image
    34.jpg
  • 35.jpg
    big image
    35.jpg
  • 36.jpg
    big image
    36.jpg
  • 37.jpg
    big image
    37.jpg
  • 38.jpg
    big image
    38.jpg
  • 39.jpg
    big image
    39.jpg
  • 40.jpg
    big image
    40.jpg
  • 41.jpg
    big image
    41.jpg
  • 42.jpg
    big image
    42.jpg
  • 43.jpg
    big image
    43.jpg
  • 44.jpg
    big image
    44.jpg
  • 45.jpg
    big image
    45.jpg
  • 46.jpg
    big image
    46.jpg
  • 47.jpg
    big image
    47.jpg
  • 48.jpg
    big image
    48.jpg
  • 49.jpg
    big image
    49.jpg
  • 50.jpg
    big image
    50.jpg
  • 51.jpg
    big image
    51.jpg
  • 52.jpg
    big image
    52.jpg
  • 53.jpg
    big image
    53.jpg
  • 54.jpg
    big image
    54.jpg
  • 55.jpg
    big image
    55.jpg
  • 56.jpg
    big image
    56.jpg
  • 57.jpg
    big image
    57.jpg
  • 58.jpg
    big image
    58.jpg
  • 59.jpg
    big image
    59.jpg
  • 60.jpg
    big image
    60.jpg
  • 61.jpg
    big image
    61.jpg
  • 62.jpg
    big image
    62.jpg
  • 63.jpg
    big image
    63.jpg
  • 64.jpg
    big image
    64.jpg
  • 65.jpg
    big image
    65.jpg
  • 66.jpg
    big image
    66.jpg
  • 67.jpg
    big image
    67.jpg